EL CARNET Y LOS PESOS CON CARAVANA

Dependiendo del Permiso de Conducción (del "carnet de conducir") y del coche de que dispongamos, podremos conducir en total, sumando el coche y el remolque, más o menos kilogramos.

Para saber si iremos pasados de peso al remolcar una caravana, o cualquier otro remolque, lo primero es echarle un ojo a la Tarjeta de Inspección Técnica de Vehículos (la "ficha técnica" o "ficha verde", la que nos sellan al acudir a la estación de ITV) del coche que pensemos usar para arrastrar la caravana. Allí podremos ver la MMA (Masa Máxima Autorizada, antiguamente PMA —Peso Máximo Autorizado—) del coche: como ya sabemos, no debería pasar de 3.500 kg si sólo tenemos el carnet B, pero además necesitaremos tener en cuenta este dato para todo lo sigue a continuación.

Otro concepto de la Tarjeta del coche en el que tendremos que fijarnos es la MMR (Masa Máxima Remolcable). Respecto a la MMR, cabe ver que en la Tarjeta aparecen dos datos en kilogramos: "s/f" y "c/f", es decir, "para remolques sin freno propio" y "...con freno propio". La inmensa mayoría de caravanas, y salvo algunas muy antiguas y pequeñas, llevan freno propio (concretamente de un tipo llamado "de inercia"). En este caso hay que mirar el segundo dato de la MMR, "c/f": la MMA de la caravana no deberá superar la "MMR c/f" del coche.

Un detalle. El peso en vacío de una caravana es el peso sobre su eje central y la MMA de la caravana que debe respetarse también se medirá sobre el eje central. Si pesáramos la caravana sobre una báscula, desenganchada del coche y con sus tres ruedas sobre la báscula (las dos del eje central más la rueda auxiliar frontal), nos daría más peso del que realmente daría si nos pesaran la caravana enganchada al coche, pues sobre el coche pueden llegar a caer casi un centenar de kilogramos. Valga ver que la ley dice que se medirá la MMA "cuando su carga esté uniformemente distribuida", así que no vale poner más carga en la parte delantera del remolque para que caiga parte del peso sobre el coche tractor y su enganche. De hecho hacer esto último es peligroso para la estabilidad del remolque, el peso debería ir, más que uniformemente distribuido, lo más cerca posible del centro del mismo.

Como regla general, los coches suelen salir homologados de fábrica con una "MMR c/f" igual a su TARA (peso en vacío del coche en sí), y como mucho por ley pueden llegar a ser homologados para un "MMR c/f" igual a su MMA, menos los clasificados como "todo terreno" que pueden llegar a tener una MMR de 1,5 veces su MMA y nunca superando los 3.500 kg.

En principio es fácil caer en la tentación de pensar que el mejor coche para arrastrar caravanas grandotas es un buen 4x4, pero la verdad es que cuando no tenemos más que el habitual carnet "B", es facilísimo pasarse de peso con las caravanas de más de 750 kg de MMA, pues los 4x4 (y las furgonetas también), pesen más o menos en vacío, siempre suelen estar homologados para un MMA muy alto.

Ojo, se trata en todos los casos de los pesos máximos autorizados, vehículo y remolque con carga plena, sumados entre sí, aunque no llevemos esa carga, nunca se trata de los pesos en vacío.

Otra cosa. Ya sabemos que el permiso de conducir B nos autoriza a conducir automóviles cuya MMA no sea mayor de 3.500 kg. Ahora deberemos saber además que con ese permiso B siempre podemos llevar, además de ese coche de hasta 3.500 kg de MMA, cualquier caravana cuya MMA sea igual o menor de 750 kg (podríamos llegar a alcanzar, sumados los MMA de coche y remolque, 4.250 kg).

Pero también podemos llevar cualquier caravana de más de 750 kg de MMA siempre que en conjunto, sumados los MMA de coche y caravana, no superen los 3.500 kg. Con remolques de más de 750 kg de MMA podemos conducir conjuntos que en total superen los 3.500 kg, y sin pasarnos de 4.250 kg, únicamente si tenemos el permiso "B con autorización para conjunto entre 3.500 kg y 4.250 kg", también llamado B96. Y si quisiéramos arrastrar conjuntos aún más pesados, necesitaríamos el permiso B+E, que permite llevar todos los vehículos permitidos por el B con un remolque enganchado cuya MMA no supere los 3.500 kg (con un límite teórico pues, sumados coche y remolque, de 7 toneladas). Ojo, tener el carnet C, o incluso D, no autoriza a arrastrar remolques con MMA superior a 750 kg: se sigue necesitando el C+E o el D+E (es el +E el que autoriza a llevar remolques pesados). Resumo todo esto en el cuadro adjunto, más clarificador.

No desesperéis si os pasáis de peso con vuestro coche y la caravana que pensabais comprar, pues muchas veces se puede recurrir a bajar la MMA del coche, restándole algo de su capacidad legal de carga. Para ello sólo hay que acudir a una estación de ITV y correr con un trámite sencillo y poco costoso. También puede reducirse la capacidad de carga de la caravana para rebajar su MMA.

Y aún hay que tener en cuenta otra cosa más de la Tarjeta de Inspección Técnica de Vehículos del coche a utilizar: para cuántos kilogramos está autorizado el enganche de remolque que tenemos montado en el coche. Respecto a la bola de enganche, puede ocurrir que nuestro coche esté homologado para una MMR c/f de 1.500 kg pero que luego no encontremos bolas que estén homologadas para arrastrar tanta tara (peso total de la caravana, aquel del que tira el coche, no sólo el que recae sobre el eje de la caravana al estar enganchada). También hay que tener en cuenta que algunas caravanas pesan sobre la bola poco más de 50 kg, pero que muchas rondan los 75 kg y algunas los 100 kg, y que algunas bolas, sobre todo las desmontables para coches pequeños, están homologadas para demasiado poco peso en bola como para arrastrar caravanas legalmente. Así pues, es recomendable comprar e instalar la bola antes de decidir qué caravana adquirimos, para saber con qué límites de pesos contamos. En el siguiente apartado de la guía se profundiza más en el tema de pedir que se nos instale una bola.

Como veis, no se trata simplemente de decidir comprar una caravana "de menos de 750 kg" porque "tenemos un coche pequeño y/o poco potente". Por un lado hay caravanas homologadas a menos de 750 kg de MMA que en vacío pesan bastante más que otras que están homologadas para más capacidad de carga y que son "de más de 750 kg". Si sólo atendemos a "que sea de menos de 750", puede que nos encontremos a la postre con algo que a nuestro coche le resulte demasiado pesado. Pero es que por contra los coches son capaces normalmente de tirar de más peso de lo que la gente cree en un principio, muchos coches modernos arrastran fácilmente 1.000 kg.

Además, no está de más tener en cuenta las especificaciones del fabricante del vehículo que encontraremos en el libro de instrucciones y mantenimiento del coche. Es habitual que nos recomienden allí arrastrar menos peso en diversas situaciones como temperaturas o altitudes específicas.

Y pensad que también se puede usar una caravana sin bola en el coche, incluso sin coche, echadle un vistazo a esta sección si, por ejemplo, veis que os resultaría conveniente una caravana más grande de lo que vuestro coche actual aconseja, cambiar de coche quizás no sea la opción más barata.

NOTA: El Reglamento General de Conductor del Reglamento de Tráfico puede consultarse en el BOE nº 138 de 8 de junio de 2009. Son relevantes en este aspecto los artículos 4.2 y 5.5


Continuar leyendo: LA BOLA DE ENGANCHE